Compartir

Sin duda, uno de los retos de estudiar el cerebro es descubrir qué neuronas están activadas y cuándo se encuentran en una situación particular en la que nos podemos encontrar. Un trabajo increíble en el MIT logró crear la primera línea de tiempo de nuestros circuitos neuronales.

Las autopistas de la información que existen en nuestro cerebro están formadas por millones de neuronas interconectadas organizadas a su alrededor circuitos neuronales muy preciso para transferir y procesar datos de la manera más eficiente posible.

El flujo de información que fluye por estos auténticos caminos nerviosos es inmenso, ya que, por ejemplo, cada vez que abres los ojos y visualizas una imagen se ponen en funcionamiento millones de neuronas para decidir qué hacer en los distintos escenarios y situaciones en las que somos, hacer es encontrarnos.

Visualizar el flujo de información en el cerebro: desafío logrado

La investigación realizada en el Laboratorio de Ciencias de la Computación e Inteligencia Artificial fue publicada en la prestigiosa revista Neurociencias naturales. Su trabajo ha logrado por primera vez mapear los flujos de información que fluyen por el cerebro con una técnica modificada que es similar a un escáner actual y es mucho más precisa que los convencionales. Además, tiene un beneficio añadido: no es invasivo por lo que no supone ningún daño para el paciente.

Hasta ahora, sabíamos qué neuronas estaban activadas o cuándo lo hacían. Aunque este mapeo muy alta resoluciónLa verdad es que hubo un error: no pudimos obtener ambos resultados al mismo tiempo. En otras palabras, podríamos saber dónde era más alta la actividad eléctrica de los circuitos neuronales o cuándo se disparaban ciertos grupos de neuronas, pero no ambos datos al mismo tiempo.

El trabajo de CON ha combinado dos técnicas conocidas, Imagen de resonancia magnética y el magnetoencefalografíapara encontrar una metodología más eficaz y precisa. La aplicación inicial con 16 voluntarios que debían observar 92 imágenes diferentes dio buenos resultados: ya era posible visualizar cómo fluye el flujo de información por nuestro cerebro.

Al recopilar los datos obtenidos, los investigadores norteamericanos pudieron auténtica cronología del cerebro de cada uno de los participantes del estudio. De esta manera, vieron que al cerebro le tomaba solo 50 milisegundos procesar una imagen en la corteza visual que, por ejemplo, puede reconocer la forma de un objeto.

En 120 milisegundos el carreteras nerviosas Colapsaron en el área conocida como corteza temporal inferior, donde finalmente se determinó el objeto, aunque los individuos tardaron 160 milisegundos en clasificar los objetos en diferentes categorías (por ejemplo, al mirar un animal o una planta).

Gracias a este innovador trabajo, los mapas cerebrales serán mucho más precisos en el futuro. Identificar qué circuitos neuronales están involucrados en el Procesamiento de información es muy relevante porque nos ayuda a determinar mejor qué áreas se ven afectadas en algunas enfermedades que afectan al cerebro.

Imágenes Dale Mahalko (Wikimedia), CON

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here