Compartir

La robótica ya está jugando en un mercado que supondrá más de 10 mil millones de euros en 2020. ¿Cuáles son los retos de la industria en España?

Para 2020, el mercado mundial de robots móviles alcanzará los $ 10 mil millones. Se trata de estimaciones del mercado de robots móviles según un informe medioambiental realizado por la consultora Markets and Markets. Según el mismo estudio, el mercado rondaba los 4.000 millones de dólares en todo el mundo en 2014. ¿Cuál es la situación y los principales desafíos de robot ¿en España?

Para responder a esta pregunta, varios expertos participaron hoy en la Mesa Redonda de Robótica Móvil como parte de la V Conferencia de Robótica de GMV. Hoy es la industria ya no es una promesa futurista convertirse en una realidad en nuestra vida diaria. Hoy en día podemos comprar fácilmente robots para limpiar casas, cortar el césped o drones como juguetes para niños y jóvenes. En otras palabras, la robótica ya es algo normal en nuestras vidas.

Pero la industria está lejos de estancarse y promete seguir creciendo. Y no solo a nivel económico, porque según los expertos tecnologías complementarias económicas (como sensores para detectar movimiento, presencia o temperatura, microprocesadores como Arduino y Raspberry Pi, baterías, Internet of Things y otros avances como la impresión 3D, la computación en la nube o 4G) impulsarán este inicio del “boom” de los robots.

La robótica no solo está presente en nuestros hogares, también juega un papel clave a nivel industrial. Hasta la fecha, más de 20.800 robots industriales trabajan en el sector de la automoción y 13.300 en tareas de soldadura, manipulación, montaje o carga y descarga. Los expertos de la industria creen que en el futuro, la robótica podría ser indispensable en áreas como la supervisión de grandes infraestructuras, la supervisión de grandes líneas de distribución de energía y combustible, la agricultura, la cirugía o la exploración espacial.

Por tanto, el futuro de la robótica es prometedor. Pero, ¿qué retos plantea la industria en España? En las conclusiones de ese día, los expertos pidieron una mayor implicación de las empresas y la administración para que la industria finalmente pueda despegar. Las sensaciones son que la oferta y la demanda de robots aún no están vinculadas, ya que los clientes aún no han revelado las necesidades específicas de cada sector en relación a la robótica. En los últimos cinco años, la financiación de proyectos empresariales de I + D + i relacionados con robots ha rondado los 9 millones de euros, una cifra que debería aumentar a medida que la investigación sea resiliente y se desarrolle un plan por parte de National Robotics, según los ponentes de la mesa redonda.

La conclusión de la jornada fue clara: España cuenta con numerosas empresas pioneras y de primer nivel en el campo de la robótica, pero todavía hay una especie de “empujón final” que claramente apoya a la industria. “Pasar de considerar la robótica como un medio de producción a un producto de consumo masivo y profesional”, comentó Miguel Ángel Salichs de HISPAROB. Ahora mismo, los robots ya forman parte de muchas titulaciones universitarias y protagonizan el nicho y mercado de diversas empresas, por lo que el principal reto es encontrar el La economía se basa en la innovación sugerido por esta rama.

Imágenes Kai Schreiber (Wikimedia), Robótica Aisoy

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here