Compartir

El nombre da una clara indicación de sus propiedades. ReFlex es un teléfono inteligente que se puede plegar y tiene varias funciones asociadas con esta calidad.

El prototipo de teléfono inteligente que desarrollaron en Human Media Lab en Queen’s University es flexible. Y eso no significa que sus esquinas puedan verse forzadas a un laborioso movimiento. El ReFlex, como se llamaba al terminal, se puede doblar en un ángulo respetable y sin ningún esfuerzo aparente por parte del usuario. De esta forma, al dispositivo se le pueden dar ciertos comandos, como pasar las páginas de un libro electrónico, lo que se puede hacer de forma intuitiva plegando el terminal.

Si presiona el lado derecho del ReFlex y lo dobla hacia abajo, las páginas del libro avanzarán de derecha a izquierda. El movimiento virtual simula lo que sucede al pasar las páginas de un libro físico. Cuanta más presión aplique, más rápido pasarán las páginas. Esto no solo es útil para los entusiastas del papel, sino que cualquier usuario descubrirá que no pierde el contacto visual al no tener que acercar el dedo a la pantalla.

Las especificaciones de ReFlex no están a la venta sino para experimentación, por lo que la pantalla OLED de 720p y el sistema Android 4.4 están lejos de los estándares comerciales, al menos de los teléfonos inteligentes de gama alta. Por supuesto, los sensores que reconocer la fuerza con la que el usuario está doblando el terminal son exclusivos. Los desarrolladores pretenden que estos puedan ser utilizados por los desarrolladores de aplicaciones para crear funcionalidades en torno a esta capacidad.

Doblar el terminal devuelve una cierta vibración al usuariopara que pueda recibir comentarios sobre lo que está haciendo. En este caso los científicos Ha intentado proporcionar al usuario información adicional para que pueda percibir qué instrucciones está dando con qué intensidad.

Una opción de futuro que no acaba de llegar

La flexibilidad de la pantalla es una característica muy solicitada en la industria de la electrónica, especialmente por los fabricantes de teléfonos inteligentes y tabletas. Esta codiciada propiedad, que lleva varios años en todas las piscinas del futuro de los dispositivos móviles, se ha visto tímido hasta ahora.

Algunos fabricantes, como Samsung, han introducido sus paneles flexibles durante mucho tiempo, pero aún no se han puesto en producción en serie. no como pantallas curvasque se han hecho un hueco en el mercado, especialmente de LG. Por cierto, no es casualidad que el mismo fabricante haya tomado prestada su tecnología para desarrollar el ReFlex.

Parece que todavía estamos muy lejos de los dispositivos con pantallas flexibles, aunque más de una vez se ha practicado para explicar las ventajas de estos terminales. Estos incluyen un mayor resistencia a golpes y caídas y nuevas funcionalidadessegún lo aprobado por ReFlex. Incluso se habla de la posibilidad de plegar estas futuras mamparas.

Imágenes: Human Media Lab Queen’s University

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here